DARLE AL COCO EN AGOSTO. IDEAS SERIAS Y PROPUESTAS EXITOSAS

El gran éxito del ser humano en su lucha por la supervivencia ha sido su capacidad para COMPRENDER SU ENTORNO Y MODIFICARLO EN BENEFICIO PROPIO. Sin embargo, ni siempre lo ha afrontado con ganas ni siempre lo ha hecho bien. Para plantearse o vender propuestas innovadoras que ofrezcan grandes posibilidades de éxito, y que transmitan confianza, hay que seguir una METODOLOGÍA seria.

“Demostramos por la lógica,
pero descubrimos por la intuición”

Henri Poincaré (1854 - 1912)


“La mayoría de los errores del pensamiento son deficiencias de percepción
en lugar de errores de lógica”

Edward de Bono (1933 - …)

UN RESUMEN…

Free Image: Max Pixel
Esa metodología se basa en la TEORÍA DE SISTEMAS, una herramienta realmente potente para conocer la realidad y canalizarla adecuadamente para beneficiarse de ella. Persiguiendo MEJORAS debemos recurrir a CAMBIOS, cuestiones de las que hablamos mucho pero que nos producen bastante incertidumbre e inseguridad. Además, suponen un esfuerzo INTELECTUAL Y CREATIVO que no siempre estamos dispuestos a realizar. Sin embargo, un ANÁLISIS CONCIENZUDO DE LA REALIDAD en la que nos movemos y una CONTRASTACIÓN RIGUROSA y previa pueden ser especialmente útiles para establecer una VISIÓN fiable del futuro y descartar o confiar líneas de actuación posibles. ¿Cómo proceder?

…Y UNAS REFLEXIONES

Para innovar o mejorar debemos tener una VISIÓN RENOVADA de la realidad. Esa visión debe ser confiable y entrar dentro del reino de lo posible. Además, en el contexto de un proyecto empresarial, debemos PROPONERLA Y VENDERLA para que sea aceptada y / o COMPARTIDA.

Cuando hacemos una propuesta de actuación o, en general, defendemos alguna postura concreta, debemos ARGUMENTAR nuestro planteamiento.

La forma más contundente y fácil de hacerlo es aportando PRUEBAS CLARAS Y CONTRASTABLES de la validez de las propuestas, pero esto no es posible en dos situaciones:
  1. Cuando aquello que fue válido en un momento determinado, en un entorno concreto y bajo unas condiciones específicas, puede ya no serlo porque el CONTEXTO SE HA MODIFICADO.
  2. Cuando se esté cambiando el enfoque e INNOVANDO EN LAS PROPUESTAS, por lo que no podrá echarse mano de experiencias anteriores que avalen los resultados esperados.
Cuando no podemos contar con la experiencia previa solo nos quedan dos opciones: ponerse en manos de la videncia o intentar comprender el esquema de funcionamiento de la realidad en la cual nos circunscribimos para ESTABLECER UN ESCENARIO PREVISIBLE Y UNA DINÁMICA LÓGICA que avalen las propuestas. Descarto la primera opción, por lo que solo queda recurrir a la segunda, para la que nos resulta especialmente útil la TEORÍA DE SISTEMAS.

La Teoría de Sistemas no es más que una herramienta de trabajo para comprender la dinámica de una realidad concreta, estableciendo los ELEMENTOS que la componen y las INFLUENCIAS (relaciones causa-efecto) que se establecen entre esos elementos tanto con el exterior como entre sí mismas. Conociendo como funciona una realidad (su lógica o dinámica) podremos saber cómo podemos actuar sobre ella (REESTRUCTURARLA), si es posible, para obtener unos resultados concretos, averiguando, además, otros EFECTOS SECUNDARIOS a tener en cuenta (deseados o no, evitables o no). De esta manera estaremos en condiciones de realizar una EVALUACIÓN (PREVIA Y NO DEFINITIVA) SOBRE LA VALIDEZ DE LAS PROPUESTAS de actuación que queramos plantear. En resumen, y de una forma sintética, que deberíamos hacer:

En primer lugar, conocer la LÓGICA DE LA REALIDAD:
  1. Qué ELEMENTOS la componen, que sean relevantes y precisen ser tenidos en cuenta.
  2. CÓMO SE RELACIONAN entre ellos: qué variables afectan a qué elementos, de qué forma y en qué grado. Descartando las afectaciones irrelevantes.
  3. QUÉ VARIABLES PUEDEN SER INFLUIDAS para lograr un determinado fin y, de hecho, permiten ser influidas.
En segundo lugar, tener una ESTRATEGIA DE ACTUACIÓN VÁLIDA:
  1. Determinar las VARIABLES SOBRE LAS QUE ACTUAR (modificar), el tipo de actuación y el grado de actuación.
  2. Establecer los EFECTOS SECUNDARIOS (bucles de realimentación, en Teoría de Sistemas) derivados de la modificación de la dinámica del sistema.
  3. ESTABLECER MEDIDAS DE COMPENSACIÓN que frenen los efectos secundarios no deseados, de la misma forma que se debe instrumentar la forma de aprovechar al máximo los efectos secundarios benéficos que, sin haberse buscado, se presentan.
Emilio Muñoz
Soluciones reales de gestión para la empresa

© TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS
(original autentificado)

Comentarios

Lo + visto

POR QUÉ Y CÓMO EL TALENTO SE VE BLOQUEADO. POSIBILIDADES DE MEJORA.

¿PUEDE EL PROGRESO MATAR AL PROGRESO?

LIDERAZGO EN LAS NUEVAS ORGANIZACIONES

EVALUACIÓN 360°. CONSEJOS DE USO Y ALTERNATIVAS.

¿QUÉ DEBEMOS TENER EN CUENTA PARA CONSTRUIR UN EXCELENTE EQUIPO DE TRABAJO?

PRODUCTIVIDAD Y "CONTAMINACIÓN” EMOCIONAL"